Streaming killed the video(club) star

‘Pictures came and broke your heart, put the blame on VTR

net
El 23 de septiembre de 2010, con el estrépito propio de los colosos que muerden el polvo, Blockbuster, la mayor compañía mundial de distribución de películas a particulares, el videoclub global que desde finales de los 90 había dictado los hábitos de consumo del cine en casa, se declaraba en quiebra incapaz de adaptarse al cambio de modelo liderado por Netflix, la compañía californiana de suscripción postal de DVDs y desde 2007 pionera de los servicios de ‘streaming’.

“Tras un análisis pormenorizado, hemos determinado que el proceso anunciado hoy proporciona la senda óptima para nuestra recapitalización y posiciona a BlockBuster para el futuro a medida que transformamos nuestro negocio en función de las preferencias de nuestros clientes”, declaraba el entonces presidente y consejero delegado de BlockBuster, Jim Keyes. 

Seis meses después, la multinacional DISH se adjudicaba los despojos de BlockBuster por 320 millones de dólares (283 millones de euros). Sin embargo, incapaz de enseñar nuevos trucos al viejo dinosaurio, a finales de 2013 anunciaba el cierre de los últimos locales y el cese de sus operaciones de alquiler de películas.

Appetite for (creative) Destruction.

No obstante, el golpe más duro de Netflix a BlockBuster probablemente se lo había autoinflingido el videoclub fundado en 1985 en Dallas (Texas) una década antes.  En quizá uno de los mayores errores empresariales de la historia reciente, el Goliat del alquiler de películas desestimó la opción de comprar Netflix hace 15 años por unos 50 millones de dólares (44,2 millones de euros). El valor de la Netflix actualmente supera los 40.000 millones de dólares.

Según ‘Variety‘, a principios del siglo XXI, cuando la compañía de Los Gatos aún no pasaba de ser una ‘start up’ con tendencia a los ‘números rojos’, sus fundadores, Reed Hastings, quien se mantiene como CEO de Netflix, y Marc Randolph,  cortejaron al entonces presidente de BlockBuster, John Antioco, de cara a una eventual absorción de Netflix . ¿Se lo imaginan? Pues el jefe de BlockBuster no.

BlockBuster vs Netflix gráfico del profesor Mark J. Perry

BlockBuster vs Netflix gráfico del profesor Mark J. Perry

Algún tiempo después, Netflix debutaba en Bolsa el 29 de mayo de 2002 a un precio de 15 dólares por acción. Este lunes, la víspera de su estreno en España, las acciones de la compañía cerraron la sesión en Wall Street a un precio prácticamente siete veces superior de 101,69 dólares y tras haber llegado a cotizar por encima de 126 dólares a principios del pasado mes de agosto.

Netflix en Bolsa (mayo 2002 - octubre 2015)

Netflix en Bolsa (mayo 2002 – octubre 2015)

Un buzón en el corazón de un imperio.

Fundada en 1997 por Reed Hastings y su socio Marc Randolph, Netflix encontró su nicho competitivo en combinar el fiable servicio postal de EEUU y el por aquel entonces emergente formato DVD, sobre los que sustentarían el germen de un servicio de envío de películas a domicilio por correo ordinario.

Apenas un par de años después de su nacimiento, Netflix introduce uno de sus signos distintivos, la tarifa mensual de suscripción con acceso ilimitado a contenidos, y en el año 2000 comienza a ofrecer un sistema personalizado de recomendación de películas elaborado a partir de las valoraciones de sus propios usuarios.

En 2002, tras su fracasado acercamiento a BlockBuster, Netflix decide dar el salto al parqué y debuta en Wall Street el 29 de mayo de 2002 a un precio inicial de 15 dólares. Contaba con 600.000 usuarios, todos en EEUU. En apenas tres años, la cifra alcanza los 4,2 millones.

Sin embargo, el cambio definitivo y que a la postre implicaría un radical cambio de modelo en el sector se produciría en 2007, cuando Netflix lanza su servicio de películas en streaming.

“Llamamos Netflix a nuestra compañía en 1998 porque creíamos que un servicio de alquiler de películas cuya base es Internet representa el futuro (…)  aunque el consumo a gran escala de películas online aún llevará algunos años debido a las barreras de contenido y tecnológicas, es el momento oportuno de que Netflix dé el primer paso”, anunciaba Reed Hastings  el 16 de enero de 2007 al presentar “la opción de ver películas instantaneamente en el pc”.

Ese año Netflix cerraría el ejercicio con 7,48 millones de suscriptores y  un par de años después, en vista de los problemas de su rival, se permitía incluso especular con el potencial impacto en sus cuentas de una cada vez más probable quiebra de BlockBuster.

En los siguientes años, la compañía de Los Gatos centra su apuesta por expandirse al mayor número de dispositivos posibles (videoconsolas, smart TVs, iPhones…) y a partir de 2010, cuando la compañía da el salto a Canadá, Netflix se transforma en una multinacional de ambiciones globales que ya no parará de crecer.

De este modo, en 2011 desembarca en Latinoamérica y Caribe. Netflix alcanza ya los 26,25 millones de usuarios, y en 2012 aterriza en Europa con su entrada en Reino Unido, Irlanda y los países nórdicos, cerrando ese año con 41,49 millones de usuarios.

Nº suscriptores (Streaming + DVD)

Nº suscriptores (Streaming + DVD)

Asimismo, a medida que la compañía crece y aumentan sus necesidades de atraer más suscriptores, Netflix comienza a apostar por la producción propia de contenidos, debutando en 2013 con la primera temporada de ‘House of Cards’, remake de la serie británica protagonizado por Kevin Spacey y Robin Wright y que ya ha encadenado tres temporadas.

A las conspiraciones del ciudadano Francis Underwood seguirían producciones como ‘Orange is the New Black’, ‘Marco Polo’, ‘Bloodline’, ‘Daredevil’, ‘Grace & Frankie’ y “Sense 8”. Netflix lanzó el pasado verano las series en español ‘Club de Cuervos’ y ‘Narcos’.    

Sube la exigencia, suben los precios.

Esta apuesta por los contenidos propios, sin embargo, tiene su reflejo no sólo en las cifras de suscriptores alcanzadas por la multinacional, sino también en la evolución de sus costes, como consecuencia de la necesidad de pagar por los derechos de series y eventos con los que surtir su parrilla y sufragar los elevados presupuestos de sus producciones propias .

De hecho, en el tercer trimestre del año, el beneficio neto de Netflix bajó a la mitad ofreciendo síntomas de una cada vez más lento crecimiento en su mercado doméstico (EEUU y Canadá).

Ingresos/Costes Netflix

Ingresos/Costes Netflix

Asimismo, la multinacional anunció a principios de octubre su decisión de elevar  en un dólar en EEUU y Canadá el precio de su programa de suscripción más popular, hasta 9,99$, emulando un movimiento similar previamente acometido en Europa.

Antes de esta subida, Netflix había elevado en 1 euro la tarifa de su servicio mensual en Europa, alza que se sumaba a la llevada a cabo a nivel mundial en 2014, la primera desde el incremento de precios acometido en 2011, cuando un alza del 60% de la tarifa en EEUU provocando la pérdida de 800.000 suscriptores y el primer y único retroceso trimestral de su número de usuarios.

En el 3T 2011 registra su 1ª y única pérdida de suscriptores

En el 3T 2011 registra su 1ª y única pérdida de suscriptores

Netflix cerró el tercer trimestre con 74,23 millones de usuarios, de los que 69,17 millones correspondían a servicios de streaming. Un 62,5% de los suscriptores (43,18 millones) correspondían al mercado estadounidense, mientras 25,99 millones pertenecían a los distintos mercados internacionales en los que opera, que superan los 50 países.

Resultados Netflix 3T

Resultados Netflix 3T

NETFLIX llega a España.

Tal como había adelantado Europa Press, el pasado 3 de junio la compañía finalmente anunciaba su desembarco en el mercado español a partir de la madrugada del 20 de octubre.

Desde su lanzamiento, Netflix estará disponible en España  con acceso ilimitado a su catálogo y tres tarifas distintas: 7,99, 9,99 y 11,99 euros. La primera permite reproducción en un único dispositivo y definición estándar, la segunda HD y dos dispositivos y la última 4K y 4 dispositivos.

El catálogo completo de películas y series de televisión disponible desde España a través de Netflix puede consultarse aquí.

Tarifas de Netflix en España

Tarifas de Netflix en España

No obstante, a pesar de la expectativa desatada, alimentada en parte por el hecho de que Netflix aterrice en España con tres años de diferencia respecto al resto de Europa, la multinacional estadounidense puede encontrarse uno de los mercados más complejos de abordar a la hora de expandirse.

De hecho, a pesar de la mala fama ganada a pulso por las descargas ilegales, España ha visto en los últimos años proliferar la oferta de videoclubs online, con ofertas para todos los gustos y bolsillos.

Entre los potenciales competidores de Netflix podemos incluir plataformas como Movistar +Total Channel (propietaria de los derechos de la Champions League), Filmin, Wuaki TV, MUBI o Nubeox.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s